quarta-feira, 13 de abril de 2016


Argentina Elevage


En San Lorenzo de Areco, un haras con historia, la venta tiene mucha actualidad

El jueves, en las instalaciones de la cabaña, se remata la totalidad de la producción del establecimiento de Miguel Lagos Mármol, donde fue criado Bonsoir.

Por Gustavo González - Canchallena/La Nacion

Star Dabbler, el padrillo de mayor éxito hoy 
en la cabaña cercana a San Antonio de Areco.

El haras San Lorenzo de Areco es de los que hacen las cosas en silencio y tienen muchos triunfos para gritar. Pero además tiene una tradición de más de 40 años y nombres que son ilustres en las carreras. Por eso su remate del jueves próximo, donde venderá su producción 2014, es uno de los mejores momentos del año para el turf.

"Lo empezamos con Arturo Bullrich en el 73 y hasta que hicimos la liquidación en el 87 y me quedé yo solo", cuenta Miguel Lagos Mármol, uno de los grandes veterinarios de este país, integrante de una camada dorada en la facultad de la UBA, la misma Nacho Pavlovsky y José Enrique Laplacette. Un grupo de profesionales de primera, como Coco Valle y Horacio Houssay, entre otros. "Yo me dediqué a la reproducción; había un puñado de veterinarios en los haras, entonces: Guillermo Garbers, Hernán Durañona, Carlos Ezcurra, Nacho Pavlovsky, Hugo Bedoya, José Enrique Laplacette... Éramos pocos, recorríamos toda la provincia", sigue Miguel. Y con ese dato no extraña que haya trabajado en El Pelado, Vacación y La Pomme, donde hoy es asesor.

Circinus fue el primer padrillo de aquel emprendimiento, por donde pasó Not for Sale ("el mejor que tuvimos, se lo arrendé a Balbi"), Ibero, Anjiz, Sultry's Song. "Fuimos los primeros que mandamos a servicio a otros haras, entonces criamos con Con Brio (Don Yayo), Ahmad, Potrillazo, Master Bold, Ringaro, Confidential Talk. Antes de la liquidación de Arturo criamos a Bonsoir, Apollon, Galisteo, Austerlitz, Cinq Mars (ganador del Dardo Rocha), Campodónico (por Atlas), Ustartiz (Con Brío), Rosa May, Pambelé, Clockwise y a Leonora que con los colores del satud Montiel ganó el clásico Arturo Bullrich, justamente".

Ahora San Lorenzo cría sus propios productos y para terceros; Tamariu (Carreras de las Estrellas), la notables Miss Serendipity y Liz for Sale, Escamonda, que fue vendido en vientre a Viejo Tombo, son algunos nombres importantes de esta etapa. "Vendemos toda la producción nuestra", añade Lagos Mármol, que tiene a los veterinarios Mariano Cavagna, Hernán Menchaca trabajando con él. Hace pocos meses murió un colaborador de siempre, Abdón Palomo. "Trabajó 38 años conmigo, pasó de peón a encargado y luego cuidador. Yo presenté como entrenador durante cinco años", apunta Lagos Mármol.

El veterinario optó por hacer de su venta un encuentro para disfrutar. Todo comenzará a las 12 en la cabaña cercana al km 115 de la ruta 8. "Se vende todo lo que está listo. Es el cuarto año que lo hacemos en el haras", enfatiza. Habrá 40 productos de un abanico de reproductores: Star Dabbler, Exchange Rate, Easing Along, Mutakddim, Interaction, Sixties Icon y Pure Prize, entre otros.

Miguel Lagos Mármol, que fue directivo en la comisión de carreras de la reapertura de San Isidro , en 1980, e integrante del Stud Book, cuenta el dato que mejor refleja la filosofía comercial -si cabe- de San Lorenzo de Areco. "Hace tres años iba a vender a Moon Sale, pero era sillona [nació con lordosis, una especie de hundimiento de la columna] entonces la defendí en el remate, porque confiaba en que iba a ser buena. Increíblemente, a los 4 meses recificó ese defecto, algo que nunca había visto. Entonces la vendí, ya no era sillona. La compró Fabio Cacciabue".

El resto de la historia se resume en los siete triunfos de la hija de Not for Sale (con la familia materna de Liz for Sale) entre ellos el del Clásico la Mission (G 2). Un dato para recordar en el remate de San Lorenzo de Areco.

gg

By De Turf Un Poco
Mário Rozano

Nenhum comentário:

De Turfe Um Pouco

De Turfe Um Pouco
Imprensa Internacional