domingo, 29 de maio de 2016




El contundente triunfo de Don Inc, todo un desahogo

Tras su conquista en el Latinoamericano, cuestionada por detectarse tratamiento prohibido, y a la espera del fallo final, el caballo del stud Las Monjitas dio espectáculo

 
La emoción, los abrazos, la alegría, los gritos y las risas replicaban una imagen vivida en Río de Janeiro dos meses atrás, luego de la victoria de Don Inc en el Gran Premio Latinoamericano, la Copa Libertadores del turf. Ayer, el escenario no era Gàvea, al pie del Cristo Redentor, sino San Isidro, otro pulmón de ciudad, en un hipódromo que se pobló para una de sus grandes fiestas, la del 25 de Mayo, con el mismo caballo como protagonista principal en el Grupo 1 patrio. Y un par de ingredientes extra en los festejos: la bronca y el desahogo por lo que el equipo considera una injusticia su casi segura descalificación de aquella carrera en Brasil. Ahora ganó por seis cuerpos en los 2400 metros que clasifican para ir a correr en noviembre la Breeders' Cup, con premios por tres millones de dólares, en los Estados Unidos.
En los próximos días, el laboratorio francés que detectó la presencia de anabólicos en el organismo de Don Inc en la prueba de marzo emitirá el comunicado definitivo, tras la contraprueba. Era una mochila, una carga pesada para Carlos Daniel Etchechoury, su entrenador. Se sentía en la obligación de un nuevo éxito para ahuyentar fantasmas. Describe Dany: "Teníamos toda la presión. Había que ganar así para demostrar que no fuimos desleales en el Latino. Lo que salió es algo que en la Argentina se usa para la recuperación de los caballos y no para sacar una ventaja. Seguramente salga la sanción y me suspendan a mí, pero ya está. Asumo mi responsabilidad, pero fue un golpe duro, un papelón. A mí no me dejaron demostrar que fue un garrón por no habernos instruido que tenían otra reglamentación".

Esta vez, en la pista y distancia en la que Don Inc fue segundo en el último Carlos Pellegrini ganó su primer clásico en el país. Fue profeta en su tierra, con una aceleración que le permitió llegar al primer puesto en cuatro saltos en mitad de la recta final y desprenderse entre los aplausos del público, mientras Take it All le arrebataba el segundo lugar a Rosado Van. Atrás había quedado el liderazgo de Port Louis, que de tan pausado que corría al frente llegó a amontonar a sus rivales al final del último codo. A partir de allí, el show fue del ganador, llevado por un jinete que sabe de memoria dónde está el disco: Jorge Ricardo.

El brasileño ofreció su mejor sonrisa y tiró besos hacia las tribunas. Un regalo adicional para quienes habían disfrutado antes de los pastelitos y los locros que se vendían en los puestos de comida. Ricardinho, que el año pasado había ganado el 25 de Mayo con Ordak Dan, tendrá una nueva experiencia en la Breeders' Cup. Otro hito a su trayectoria legendaria. A su alrededor, el polista Camilo Bautista también sonreía. Para él, propietario de Don Inc y del stud Las Monjitas, ya era historia el trago amargo de Río de Janeiro. "Pidió una explicación, la entendió y me respaldó", asegura Etchechoury, que ahora tendrá otra oportunidad en el exterior, en California. "Vamos a conversarlo, pero creo que viajaremos. Si es así, voy a preguntar por el reglamento", dijo Dany, permitiéndose una broma en un tema que genera tensión.

El margen para descontracturarse lo daba la tarde casi perfecta que acababa de vivir. Hat Puntano, un potrillo de la misma caballeriza, había ganado el Gran Criterium horas antes y Betula Trick, otra joyita del stud, perdió por el pescuezo en el Gran Premio de Potrancas. Para Dany y Las Monjitas, un puñado de centímetros los separararon de un triplete histórico de Grupo 1. "Hubiese sido una tarde ideal, de esas que ni las soñás", agregó Etchechoury. Al menos, anoche se iba a dormir más tranquilo.

Para Kononkop y Hat Puntano la tarde también fue única

La jornada de San Isidro incluyó otros dos grandes premios, los primeros de Grupo 1 del año para productos sobre césped. Kononkop, vencedora entre las potrancas, y Hat Puntano, dominador entre los potrillos, mantuvieron su invicto en dos presentaciones y a sus dueños les significó un premio de 450.000 pesos, de los cuales 50.000 corresponden al bono que otorga la Fundación Equina Argentina para los inscriptos en Carreras de las Estrellas.

Kononpop lo hizo quedar muy bien al jockey Altair Domingos, que debió optar por una de las dos potrancas de La Providencia, cabaña con la que tiene contrato. Y para llegar a la victoria tuvo que vencer la notable resistencia justamente de su compañera Hispanidad (finalmente 3ª), hasta entonces también invicta, cuando se venían Betula Trick (2ª) y Coquetteame (4ª). Llegaron separadas por un pescuezo, medio pescuezo y medio cuerpo. "No sabía a cuál de las dos yeguas correr. Me quedé con la que me parecía la más tranquila", confesó el jinete.

Más tarde, Hat Puntano hizo la diferencia en el desarrollo a partir de la astucia de su piloto, Adrián Giannetti, que le ofreció a su potrillo la libertad que le faltó a Equal Councellor, su escolta desde dos cuerpos. Allí estuvo una de las razones del resultado del Gran Criterium. "Su cambio de ritmo es impresionante", detalló Giannetti.

 LA NACION

By: Constanza Pulgar - De Turf Un Poco 

Nenhum comentário:

De Turfe Um Pouco

De Turfe Um Pouco
Imprensa Internacional